Una Sevillana en Holanda

Os preguntareis como una sevillana puede sobrevivir en un pais como Holanda, ni yo misma lo sé, pero el amor tiene mucho que ver !!!

martes, 15 de diciembre de 2009

Pimientos del Piquillo Rellenos de Langostinos






Se acercan las Fiestas de Navidad y con ellas las comidas con la familia y amigos, estos pimientos del piquillo son excelentes como aperitivos o entrantes en una de estas comidas.
Son fáciles y muy cómodos porque se pueden preparar y calentar a la hora de servir.

Ingredientes:

10 pimientos del Piquillo (en conserva)
10 langostinos crudos pelados
75 gramos de cebolla
5 cucharadas de aceite de oliva
2 cucharada de harina
1 vaso de leche
200 ml de nata líquida para cocinar
perejil
sal y pimienta negra


Se pone a calentar en una sartén o cazuela el aceite de oliva. Se pela y se pica la cebolla finamente y échala en la sartén. Deja que se haga poco a poco hasta que quede transparente.
Cuando la cebolla esté lista se añade la harina y con una cuchara de madera mezcla bien durante unos segundos para que la harina se haga. Inmediatamente se añade el vaso de leche caliente y remueve bien con la cuchara mientras espesa. Conseguiremos una bechamel más o menos espesita .
Cuando la salsa tenga la consistencia deseada se le añade una pizca de sal y pimienta al gusto. Entonces añade los langostinos pelados y picados en trozos (si prefieres puedes dejarlos enteros). Deja al fuego otro minuto, prueba de sal (si es necesario rectifica añadiendo un poco más) y aparta del fuego.
Se abre la lata o el tarro de los pimientos y escúrrelos bien con un colador. A continuación rellena 8 de los pimientos con la masita de bechamel y langostinos, y resevarmos 2 pimientos para hacer la salsa.
Cogemos la nata y los dos pimientos sobrantes y lo pasamos por la batidora para hacer una salsita de un bonito color rosado. Verter sobre la fuente de horno donde hemos puesto los pimientos y calentarlos unos 5 minutos antes de servir.
Por último le ponemos perejil muy picadito y servimos.

Sugerencias:

Se pueden rellenar de todo lo que quieras, atún, salmón, carne etc.

Para los que no tengáis horno se pueden hacer en una cazuela y se pueden calentar al fuego.

El vino ideal sería un Sauvignon Blanc o mejor aún un Fino o Manzanilla de Sanlucar.