Una Sevillana en Holanda

Os preguntareis como una sevillana puede sobrevivir en un pais como Holanda, ni yo misma lo sé, pero el amor tiene mucho que ver !!!

jueves, 14 de enero de 2010

Patatas a la Riojana


Otro plato fácil, rapido y muy apropiado para estos días invernales.

Este plato es típico de la tradición gastronómica de la Rioja, y de la comarca vasca de la Rioja Alavesa, (España).
La forma tradicional de elaborarlo era en el campo con hoguera de leña cuando los trabajadores echaban el día en el campo, cuando iban a coger aceitunas, a vendimiar o a preparar la cosecha.
Entonces, surcado la mitad del día cuando el estómago apretaba indicando que llegaba la hora de comer tras el duro trabajo, tomaban los productos que tenían a su alcance, nacidos de la tierra y de sus propias manos: unas patatas, una cebolla, unos pimientos... y si corrían tiempos de matanza, un buen trozo de chorizo. Y así saboreaban las patatas a la riojana, plato sencillo de preparación, asiduo en almuerzos y meriendas en cuadrillas.

Ingredientes:
Para cuatro personas

1 kilo de patata (o un poco más)
1 cebolla
1 pimiento verde
2 diente de ajo
1 tomate maduro
2 choricitos
Dos pimientos choriceros secos (yo no los he puesto )
1 Litro de caldo de carne o vegetal
1 cucharadita de pimentón (hay quien le añade picante)
Sal.
Perejil picado


Preparación:

Pelamos las patatas y las cortamos chascandolas para que suelte la fecula en el guiso y quede el caldo espesito.

Hacemos un fondo con la cebolla y el pimiento verde bien picados en el aceite, hasta que se pochen sin que llegue a tostarse.




Añadimos los dientes de ajo picados, el tomate pelado y picado sin piel, la hoja de laurel y una poquita de sal. Rehidratamos los pimientos secos en agua, para sacarles la carne que añadimos junto al chorizo a este sofrito ( yo no los he puesto porque no lo encuentro por aquí).




el chorizo debemos cortarlo en rodajas con el tamaño justo para llevar a la cuchara y una cucharadita de pimentón, con cuidado que no se queme porque si se quema se quedará el guiso amargo.
Con todo el sofrito listo, echamos las patatas cascadas



Cuando la patata tome el color del pimentón y el chorizo, añadimos el caldo de carne, dejamos unos 20 minutos o hasta que las patatas queden tiernas, rectificamos de sal si es necesario.




Servimos con perejil picado y muy calentito.

Lo acompañamos como es natural de un vino de Rioja !!!

Sugerencia:
Algunas a veces digo que los guisos estan más ricos si han reposado unas horas o para el día siguiente pero este es más rico si se toma al momento y muy calentito.